COMERCIOS ALCALA

COMERCIOS ALCALA

FERIA DE ALCALÁ – LA CRÓNICA DE UN VIERNES POR EL REAL DE SAN JUAN


LOS ALCALAREÑOS SE CITAN EN LA FERIA A PESAR DE LAS TEMPERATURAS

Aunque la asistencia no es comparable al de año pasado, este viernes los alcalareños han echado un pulso al termómetro y han acudido al Real de San Juan.

Con una mejor temperatura, pero con presencia de calor por el Real de San Juan, los alcalareños han echado un pulso al termómetro y aunque no es comparable la asistencia con años anteriores, si es verdad que ha decaído aunque mejorado en el día de ayer. No se puede anunciar una desbandada, porque a ciertas horas se ha visto calles inundadas de jóvenes y mayores refugiados en buenas condiciones como para hacer más llevadera la jornada en el recinto ferial.

El ambiente ferial si ha mejorado un poco, y ha tenido una notable subida en caballistas y coches de caballos que diseñan unas buenas instantáneas para el recuerdo, los llamados “selfies” de todo tipo. Desde jóvenes paseando por el Real hasta los mismos cocheros haciéndolos desde lo alto para que todas, esas bonitas flamencas queden inmortalizadas.

Podemos decir, que como se dice en términos taurinos, se colgó el cartel de media entrada, con ese ambiente familiar tan característico de los alcalareños y de las últimas horas. Albero y sillas de enea libres para elegir donde poderse sentar en una convivencia donde las risas y el baile por sevillanas está casi garantizadas en las casetas. Si bien la música nocturna, hace que desaparezcan un poco las sevillanas y rumbas y comience a funcionar un poco de reguetón, subiendo de antemano el número alcalareños en la jornada nocturna de viernes.

Lo que por supuesto que no fallan ni en los estertores de la Feria ni en ninguna de sus franjas horarias es el aluvión de fotos y vídeos con los móviles ardiendo. En más de una caseta se puede apreciar que las aceitunas y almendras se encuentran desplazadas por toda la barra, buscando enchufes y cargadores donde poder restablecer los terminales.