COMERCIOS ALCALA

COMERCIOS ALCALA

JOSÉ ANTONIO MONTERO, “LAS PERSONAS SON LA PRIORIDAD DEL AYUNTAMIENTO Y ESPECIALMENTE LA ATENCIÓN A AQUELLAS MÁS VULNERABLES”


EL AYUNTAMIENTO DE ALCALÁ GARANTIZA LA ALIMENTACIÓN Y EL OCIO EN VERANO PARA MENORES EN SITUACIÓN DE DIFICULTAD

El Consistorio sufraga los alimentos diarios para 190 menores a través de un discreto servicio de catering y 75 participan de la diversión en los campus urbanos.

JOSÉ ANTONIO MONTERO EN UNA REUNIÓN JUNTO CON
EL DIRECTOR DE SERVICIOS SOCIALES
El equipo de gobierno municipal (PSOE-CS) ha vuelto a poner en marcha este verano distintos programas para atender las necesidades de menores pertenecientes a familias con dificultad social o en riesgo de exclusión para garantizar desde la necesidad alimenticia, hasta la participación en talleres y ocio veraniego. La iniciativa contempla una serie de actividades que vienen a garantizar,  por un lado, el programa de garantía alimentaria para 190 menores y, por otro, la participación infantil en actividades socioeducativas y de ocio en los meses de verano para 75 menores de entre 3 y 16 años que se estiman desde los Servicios Sociales municipales.

El Delegado Municipal de Servicios Sociales, José Antonio Montero, ha recordado que “las personas son la prioridad del Ayuntamiento y especialmente la atención a aquellas más vulnerables”, por lo que ha insistido en “la importancia de garantizar la comida a los menores alcalareños que así lo necesiten, con una iniciativa que cubre el servicio eficazmente pero también de la forma menos excluyente posible, a través del catering, por el que se propician los alimentos para todo el día, todos los días de la semana”.

Esta iniciativa cuenta con diferentes menús que se adaptan a las necesidades de los menores por intolerancias alimenticias (gluten, lactosa...), diversas condiciones personales, enfermedades, etcétera, hacia las que los usuarios han mostrado especial satisfacción.

Asimismo, el Ayuntamiento facilita para las familias que no puedan usar otra alternativa la participación de los menores en un entorno de ocio y juego, para los que se beca su asistencia en los diferentes campus veraniegos del propio municipio. Para ello se ha contado con la colaboración de entidades educativas y deportivas que desarrollan su campus o escuela de verano en instalaciones públicas con iniciativas que van desde juegos populares y/o deportivos, a talleres, piscina y actividades colaborativas de fomento de valores de solidaridad, igualdad, tolerancia, participación, esfuerzo, superación, autoestima y amistad.